Células madre y Esclerosis Múltiple

Dado el probale potencial de la terapia con células madre y las limitaciones de las opciones de tratamiento actuales para la esclerosis múltiple (EM) progresiva, no es sorprendente que los pacientes consideren asumir riesgos clínicos y financieros significativos para acceder al trasplante de células madre.

Sin embargo, aunque el aumento de la evidencia apoya el autotrasplante de células progenitoras hematopoyéticas (AHSCT) en la EM agresiva recurrente-remitente, las intervenciones que emplean células madre hematopoyéticas u otras deberían considerarse como experimentales y recomendadas solo en el contexto de un estudio clínico debidamente regulado.

En el artículo  recientemente publicado en Practice Neurology https://dx.doi.org/10.1136/practneurol-2018-001956 se destacan puntos importantes para la discusión en consultas con pacientes que consideran hacer "turismo" de células madre para la esclerosis múltiple.